lunes, 30 de noviembre de 2015

MI CORAZÓN ES TUYO: HISTORIA EFECTIVA PERO AGRADABLE

Repasemos algunas producciones que se vieron durante este año que está a punto de finalizar, previo a la elección de "Los Mejores del 2015". Comenzamos con "Mi corazón es tuyo"

Lima, 30 de Noviembre 2015 (Por: Richard Manrique Torralva / El Informante Perú).- Como ya es costumbre, al llegar al último mes del año, en estos primeros 15 días previos a la elección de “Lo Mejor del 2015” repasamos algunas producciones que por falta de tiempo dejamos de lado, pero sin duda merecen dedicarle algunas líneas.

Es el caso de "Mi corazón es tuyo", producción que se emitiera con éxito en México. En nuestro país se transmitió con regularidad. Esta telenovela mexicana fue producida por Juan Osorio para Televisa. Es una adaptación de la serie de televisión española titulada "Ana y los siete" de gran éxito solamente en su país de origen.


La historia está protagonizada por Silvia Navarro y Jorge Salinas, con la participación antagónica de Mayrín Villanueva. Participan además Fabiola Campomanes, Adrián Uribe, René Casados, Carmen Salinas, Rafael Inclán, Norma Herrera y Pablo Montero.

SU HISTORIA

Ana Leal (excelente Silvia Navarro) es una bailarina de Pole Dance que trabaja en un bar llamado el "Chicago", por las circunstancias de la vida se ve obligada a firmar un contrato de permanencia logrando así estar atrapada en las manos de Doroteo (Raúl Buenfil).

Ana desea cambiar de vida. Ella busca otro tipo de empleo. Lo primero que encuentra es ser la nana de siete niños (Paulina Goto, Polo Morin, Isidora Vives, Emilio Osorio, José Manuel Alanis, Jose Pablo Alanis e Isabella Tena). Tras varias vicisitudes logra finalmente convertirse en la niñera de la familia Lascuráin.

Ahí conoce al padre de todos estos niños a quienes llama “la tropa”, Fernando Lascuráin (Jorge Salinas) llegará a enamorarse de Ana, pero sus propias indecisiones lo llevan a casarse con Isabela (Mayrín Villanueva en buena labor). Esta lo engaña haciéndole creer que va tener un bebé con ella, sin sospechar que ese bebé es de su antiguo socio, Enrique (Lisardo).

Tras darse cuenta que no es feliz al lado de Isabela, Fernando hace todo para reconquistar a Ana llegando así a pedirle matrimonio, pero ese mismo día Ana es descubierta por Fernando bailando en el Chicago, gracias a un plan que elaboró la malvada Isabela.

Al darse cuenta de la verdad Fernando tiene la mentalidad de "Quien ama no miente ni engaña" entrando en conflicto con el amor de Ana y su moral conservadora. A pesar de que muchos han tratado de explicarle las razones de por qué Ana tuvo que ocultar la verdad.

Mientras tanto, los siete niños ya han descubierto la verdad por distintas razones, pero aún así la quieren y no les importa su pasado, mientras los problemas y conflictos comienzan a separar a Ana y Fernando, más y más.

COMEDIA CUMPLIDORA

Siempre resulta difícil producir una comedia de este tipo, pues constituye un riesgo el realizarla. Es una historia familiar y como tal hay que respetar los parámetros que marcan este tipo de géneros.

"Mi corazón es tuyo" es una versión romántica, casi pulcra e infantil de la española "Ana y los siete", pero a su vez la versión hispana también tuvo un referente a tener en cuenta, nada menos que la vida de la familia von Trapp con siete niños a cuestas y un mundo de fantasía y amor, a portas de una guerra mundial que cambiaría al mundo.

"La novicia rebelde" (The Sound of Music-1965) fue una comedia familiar con todo a su favor para ser considerada un clásico absoluto en el mundo del cine. Antes de este guión, muy pocas veces el cine y la televisión mostraron a un recio padre hacerse cargo de sus siete hijos y educarlos con ley marcial hasta la llegada de una adorable institutriz que les robará el corazón a los niños y se enamorará perdidamente del padre.

Con esa base, iniciada en el cine, la trama nos presenta a unos niños rebeldes y traviesos, venerando a una madre que partió antes de tiempo, tratando de "eliminar" a cuanta nana o institutriz se aparezca. Los primeros capítulos atrapan por la inocencia y el carisma de los pequeños. El balde lleno de pintura con que reciben a Ana, recuerda mucho a una pequeña Andrea del Boca en "Papá Corazón" (Argentina-1972) . Además los cambios de niña a mujer de la pequeña Alicia también resulta evocativo porque permite recordar nuevamente a Andrea del Boca pero esta vez en "Andrea Celeste" (Argentina-1980). Es que, algunos parlamentos y travesuras parecen un calco del trabajo que realizaban los productores argentinos cuando producían historias de este tipo.

Sin duda, antes de "La Novicia Rebelde", el mundo de las telenovelas, pocas veces, tomó como referente ese tipo de perfil para construir una historia que encante (por las travesuras infantiles) y emocione (por el romance de sus protagonistas).

De hecho, en el Perú se produjo en los noventa, una producción de este tipo, más enfocado al lado dramático que a la comedia. Nos referimos a "Canela" (Perú-1995) protagonizada por Astrid Gruber, Diego Bertie y Javier Valdes. Una trama que tuvo sintonía local, pero no fue el suceso que esperaba Panamericana Televisión. La telenovela tocaba un tema crucial como la caza furtiva de vicuñas en el Perú. Ahí el protagonista Santiago Elguera cuenta también con siete hijos a quien educar.

Cómo se ve, nada es lo que parece, y así la historia del padre que cría a siete hijos no resulta tan original como parecía. Sin embargo en esta comedia mexicana la trama sale adelante por el talento de la bella Silvia Navarro quien otra vez se apodera del personaje. Cierto es que nunca resulta una excelente bailarina de Pole Dance (aquí conocemos ese estilo como baile del tubo), pero la actriz derrocha esa simpatía, que no se estudia ni se imposta, nace con uno; incluso contagia su talento y levanta varias escenas, especialmente con su pareja, Jorge Salinas, quien esta vez resulta efectivo como galán.

Mayrin Villanueva es el complemento perfecto para los protagonistas. Un acierto de los libretistas fue hacerla hablar mirando a la cámara, otro estilo que salta del mundo del cine al de las telenovelas. Al principio sus maldades resultaban efectivas pero estas se vuelven bobas cuando la trama opta por el infanticidio empalagoso. Es que, el lado flojo de la historia son los distintos giros que toma el guión, a veces romántico, a vecen comedia, predominando los gags infantiles que atosigan y muy pocas veces resultan efectistas.

Es cierto hay que darle protagonismo a los niños pero algunas travesuras resultan predecibles aunque los pequeños, en líneas generales, resultan adorables. Los gemelos logran tener un perfecto dominio de escena. Noten el cambio de actitud de los pequeños cuando son reprendidos y maltratados por la malvada Isabela en una escena muy lograda.

El final de Isabela resulta efectivo, apelando otra vez al séptimo arte, observamos a una Mayrin maquillada estupendamente y cerrando su participación de la manera más jocosa. Una gorda con excesiva bulimia emulando, tal vez, a John Travolta en Hairspray (2007)

La protagonista juvenil, Paulina Goto resulta la mejor del elenco de jóvenes actores. La muchachita luce hermosa en cada toma, convence y se ajusta a los requerimientos del libreto con acierto y soltura. Lejano son los días cuando debutó en forma irregular en ese bodrio llamado Niña de mi Corazón (Televisa-2010), remake de la telenovela Mi pequeña traviesa (Televisa-1997) que a su vez es una versión de la telenovela peruana "Me llaman Gorrión" (Panamericana Televisión-1973) que consagró a nuestra Regina Alcóver en el Perú. Sin embargo, aquí Paulina Goto luce adorable como Estefanía "Fanny" Lascuráin, a pesar que su historia no es tan efectiva como la protagónica. Eso sí, algunas escenas románticas permiten evocar a una jovencita Mariana Karr enamorada de Raúl Taibo en "Andrea Celeste" (Argentina-1980)

La presentación de la telenovela es buena pero repetitiva. Alguna vez lo vimos en Laberintos de Pasión (Televisa-1999). Eso sí, la canción de Axel y Kaay es estupenda y resalta la escena inaugural.

Viendo "Mi corazón es tuyo" podemos señalar que toda farsa suele ser repetitiva, más si le agregamos problemas infantiles cuyo efecto puede resultar desgastante. Lógicamente la presencia de Silvia Navarro hace que la formula tenga el efecto deseado y la telenovela no pase desapercibida.

Es justo destacar al grupo de libretistas jefaturados por el productor Juan Osorio quienes supieron equilibrar los temas. Por lo menos no estamos aquí con un guión tan empalagoso como el de "Qué pobre tan ricos" ni mucho menos con un insoportable argumento como el de “Amores con trampa”. Se agradece por ello.


(*) prensa@elinformanteperu.com
www.elinformanteperu.com

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bella mi Silvia Navarro, se agradece por los halagos...

Anónimo dijo...

Me gustó la telenovela, Silvia Navarro espectacular.